reglote y cacota (fresa y chocolate)

FROM THE CRETIBLOG en su CRETIBLOG'S DAY (2º ANIVERSARIO DEL BLOG DEL CRETINO), me autoplagio y os pego esta reseña de dos obras, dos, de cómic.

Siempre se ha dicho que las mujeres somos malas y críticas entre nosotras, y ¡Es estrictamente verdad! Por eso, y por cochina envidia malsana, voy a cargarme el Fresa y Chocolate 1 y 2.

Para empezar, que sepáis que Aurelia Aurita es un pseudónimo, equivalente al nombre científico de una medusa. Tras él se oculta Chenda Khun, una francesa de ascendencia chino-camboyana. La chica es joven, y escribe y dibuja esta obra más joven aún, en la que relata los primeros meses de relación con su pareja, un conocido y viejuno dibujante de cómics, un especialista en el calco llamado Frédéric Boilet. Quizás por su juventud comete algunos errores que, sin embargo, son los aciertos más destacables de la obra: su frescura, su transparencia y su espontaneidad. La chica expone sus inseguridades de una manera que desarma a la crítica porque despierta piedad y ternura a partes iguales. Me gusta el tipo de dibujo, las distintas composiciones de página, cómo resuelve las escenas sexuales y, como ya he dicho, que la chica es honesta y se la juega... No me ha gustado nada el guión ni la psicología de los personajes. Pero para explicar esto, tengo que destripar la historia.

Chenda –veintipocos- llega a Japón a ver a su noviete –cuarentón-, con el que lleva manteniendo una relación por carta desde hace unos meses. Nada más llegar, follan. Y luego, follan también. Y así, follando, follando, van pasando las páginas. A veces salen a comer para reponer fuerzas. La historia está compuesta de historias cortas articuladas en torno a distintos polvos. La que da lugar al título del libro (fresa y chocolate) viene por una vez que el Boilet le entra por la carbonera y sale pingado de mierda (no sé qué esperaba, Nutella, tal vez). Ella se viene abajo, luego se rehace pero le empieza a sangrar el jopal en pleno polvo de reconciliación. De ahí lo de Fresa y Chocolate.

Chenda va ampliando sus horizontes sexuales en un –patético, desde mi punto de vista- intento por borrar el recuerdo de todas las amantes orientales que ha tenido Boilet. Musas o modelos que –lo sabemos por su obra- se ha pasado por la piedra sistemáticamente. En cada capítulo ella prueba otra cosa nueva, diferente y más hardcore intentando ser la mejor amante que ha tenido; y parece que al final lo consigue. En la segunda obra aparecen matices más psicológicos de la relación, básicamente el miedo a que él se largue con otra más guarra o más nueva. El cóctel resulta en una relación muy desigual, de potencial dominación que a mí me parece chunguísima y me tira para atrás.
Al final tenemos historietas cortas porno con bastante menos contenido que una de Wet o Kiss (más en el segundo tomo que en el primero), cuyo único hilo conductor es el morbo de espiar la vida privada de dos personas conocidas en el fandom y saber a qué grado de degradación o de negación de la propia persona llegará la chica. Chica que aprende a tallarse un plug anal en una hortaliza faliforme pero no a cocinar: viva la liberación de la mujer.

Y como he dicho, qué envidia: es doctora en farmacia, publica cómics y vive de ello y es capaz de reconocer ante miles de lectores que se le quedó atascado un consolador tallado por ella misma en el yan.

8 escandalizados por el precio del bolo de R.Waters:

Capitan Napalm dijo...

A mi ella me parece bien porque me molan los comics "slice of life" en general, por ejemplo, me gustó mucho el de Sandra Uve, y el sexo es parte importante de muchos de ellos. Me parece que casi cualquier cómic autobiográfico que maneje sexo abierto siempre tiene su interés (Chester Brown, Joe Matt, por ponerte dos ejemplos muy distintos de enfocarlo)

Te explico la gracia de este cómic el día que seas capaz de explicarme la pulsión que tienen algunas mujeres por colgarse de viejunos terminales. Mujeres educadas, con criterio, atractivas y sexualmente muy activas.

A ti lo que te jode es que esta titana que debería comerse el mundo dada su potencialidad, esté atada como un caniche a la muñeca de la momia esa.

yo misma dijo...

Claro que me fastidia. Está totalmente supeditada a él, un viejo aprovechado. Pero encima creyendo que está la leche de liberada. Podría no opinar sobre el tipo de relación que llevan, pero es que es la totalidad del "guión" y los únicos personajes... Ella da un poco de pena y él muchísima rabia.

Capitan Napalm dijo...

Mola mucho la parte en la que la amiga le dice "A ti te ha prometido serte fiel al menos".

ME CAGO EN MI PUTA MADRE.

La lolita esta asiática y encima con la cabeza amueblada, recogiendo las migajas de la mesa del viejuno este. Y encima, francés.

Como decía Rod Stewart...

doctor metal dijo...

Veo muchos traumas, tensiones sexuales no resueltas ni consumadas y fantasmas sexuales en vuestro interior hamijos, venga somos todo oídos, sacar a fuera vuestras inquietudes,para eso estamos los amigos del metal. (Capi la cuarentena empieza a hacer mella eh???)

Capitan Napalm dijo...

Mira Doc, yo me he follado todo lo que me tenía que follar, y si me hubiera quedado algo pendiente, antes se lo cuento a Acebes que a un chapero del Campo de la Bota como tu.

Y si sueno como acabado sexualmente, pues mira, si, que quieres, casado con una hija del Sagrado Corazón y con una niña. Como tu, pringao.

doctor metal dijo...

jijiji he tocado alguna fibra dolorosa eh capi???, tranquilo estás entre amijos, eso de hablar sexualmente en pasado debe ser duro, lo siento por tí, pero para eso estamos los colegas, suéltate que en el fondo lo estas deseando.

Samu dijo...

Os copio mi crítica de este bodrio, de hace ya unos meses.

El Puto Nouvelle Manga (I): Aurélia Aurita

No tengo en muy alta estima a Frèdèric Boilet. No es nada personal, pero su rollo del Nouvelle Manga y ese afán por "vamos a enseñarle a los japoneses a hacer manga que valga la pena y cuente algo" relamente me supera.

Es curioso que nadie de su estudio y sus abanderados sean grandes dibujantes. Tal vez por ello encantan aún más al público alternativo que jamás se acercaría a un Otomo, un Shirow o al Maestro Tezuka si no fuera porque los recomiendan desde blogs específicos.

Fresa y Chocolate es un tebeo trampa. Al menos para un servidor. Tiene un trazo elegante. Sí, no voy a negarlo. Y sugerente. Con cuatro trazos hace unas viñetas que superan la mediocridad de muchos autores completos del mundillo.

El problema es que en un tomo de 140 páginas donde su autora novel Aurélia Aurita nos cuenta sus encuentros sexuales (ficticios o no) con su pareja... que no es otro que el señor Boilet.

Y hasta aquí llega mi paciencia. 140 páginas de chorradas, de la polla de Boilet haciéndole de todo a la niña ésta de 24 años, ese complejo de pigmalión por parte de Boliet que se intuye en cada viñeta, esos diálogos estúpidos ("eres como una japonesa porque hueles bien y como una francesa porque te dejas dar por el culo") ....

Me lo leí anoche en el metro por recomendación de La Pequeña Delirio y os juro que fue el trayecto más largo que he hecho en metro... y sólo eran 6 paradas...

Y encima el prólogo se lo hace un crack como Joann Sfar... joder... los astros se conjuran contra los amantes del buen cómic...

Miracle dijo...

Tiaaaaa, que a mi me encantaron!!! Es más, tengo la litografia (asi?) que regalaban en no recuerdo cual de los dos volumenes colgada de la ventana del baño!!

Relación de dominación.... Ummm. No creo. Me parece todo la mar de tierno y bonito. Si vale, es la opición de la mayoria, pero tambien la mia. Ella un tanto cria (o cortita de miras, llamelo usted como le venga en gana), claro, pero no por eso se carga todo el encanto. Solo es el diario de una nena, con una tirada de millones, pero diario de nena al fin y al cabo.
Vamos, por lo menos, con el en la mano, el metro corre mas.